Archivo de la etiqueta: fotografía

Sorprende en Navidad con tu regalo

Desde 24-200 Fotógrafos os queremos poner fácil los regalos para estas fechas y os ofrecemos la posibilidad de regalar una sesión de fotos a quién vosotros queráis, para que quede un bonito recuerdo y cada vez que vean las fotografías se acuerden de vosotros.

Regala recuerdos

Regala recuerdos

No dudes en ponerte en contacto con nosotros y buscaremos el regalo que se adapte a tus necesidades.

Felices Fiestas!!!!

Boda Gema y Carlos

Es un placer, a la hora de realizar un trabajo fotográfico, ver caras conocidas. Personas con las que hemos tenido la suerte de trabajar y que nos han recomendado. Es la mejor recompensa que nos pueden brindar por nuestro trabajo.

En esta ocasión, volvimos a Santa Cruz de la Zarza en la provincia de Toledo para realizar el reportaje fotográfico de la boda de Gema y Carlos. Anteriormente pudimos inmortalizar allí las emociones de Victoria y Abelardo.

¿Leíste la anterior entrada de nuestra experiencia en Santa Cruz de la Zarza? ¡Hazlo! 🙂 Verás que la amabilidad, afán de colaboración y atención están arraigadas en el pueblo y su gente.

En esta ocasión, un séquito con banda de música recogía al novio en su casa e iba por las calles del pueblo en busca de la novia. De allí juntos a la iglesia. El paseo del novio supuso un desafío de iluminación y todo hay que decirlo, físico. Correr por las calles del pueblo con los 10kg. de equipo para ir variando ángulos, planos e ir evitando contraluces (excepto los artísticos, pero de estos mejor no abusar) es toda una experiencia. Para esta carrera, montando un objetivo de 24-105mm era suficiente ya que con él se puede pasar de captar el grupo entero (ojo, cerrando el diafragma para aumentar la profundidad de campo) a captar algún detalle más significativo.

 

Vista general del séquito y entorno

Cerrando plano y captando emociones

Mientras tanto, otro fotógrafo recogía los preparativos de la novia. Tras el emotivo encuentro, nos dirigimos a la iglesia. Curiosos felicitaban a los novios en su recorrido por las calles de Santa Cruz.

 

Novia al encuentro...

... de un emocionado Carlos.

Juntos hacia la iglesia, ante la atenta mirada de sorprendidos vecinos 🙂

Una vez en la iglesia pudimos comprobar que la luz no era la de la anterior ocasión. La iluminación con un pequeño componente de luz natural, era generada básicamente por algunos halógenos indirectos con lo que tuvimos que cambiar rápidamente a ópticas muy luminosas. Al no tener tiempo para ajustar correctamente la temperatura de color, te alegras de fotografiar en formato RAW. Debemos insitir en que, debido a estas situaciones, el reportaje de eventos sociales únicos irrepetibles deben dejarse en manos de profesionales con equipo acorde (revisa esta entrada).

Después de la ceremonia y de unos rápidos posados, nos dirijimos al Paraíso y decimos bien ;). Volvimos a disfrutar de la profesionalidad y exquisita atención de todo el personal de Salones Paraíso que se vuelcan en que la celebración de la boda alcance la perfección además de facilitar nuestro trabajo. Así da gusto.

 

Mesa presidencial en Salones Paraiso

Gema y Carlos, os agradecemos de corazón vuestra confianza y amabilidad así como la de familiares y amigos.

Para acertar con tu celebración, guarda esto en favoritos: Salones Paraíso.

Para más información acerca de nuestras ofertas y fotografías de boda, llámanos sin compromiso 644.024.360 o visita nuestra sección de bodas de nuestra página Web.

Entrevista en Boda 2.0

Hemos tenido el placer de ser entrevistados para el blog Boda 2.0. Se trata de un blog bastante activo con información original, actual, consejos y curiosidades sobre bodas, para que la organización de la tuya sea más fácil.

Es motivo de alegría salir en su blog además al saber que ha sido por nuestra manera de trabajar. Aquella enfocada en fotografiar emociones y que éstas perduren en el tiempo, adaptándonos a cualquier situación y bolsillo sin perder un ápice de naturalidad.

¿Queréis saber un poquito más de nosotros? ¡Sigue este enlace 🙂 !

¡Ah! ¡Y no te olvides de dejar un comentario! ¡Gracias!

(Si no te funciona el enlace superior, copia y pega éste en tu navegador favorito: http://bitly.com/S5Hzoo)

Los peligros de que tu primo haga el reportaje de tu boda

Tu boda es un evento único, obvia decir por qué, pero además es una oportunidad de reunir ambas familias y amigos comunes. Ocasión que raramente podrán darse de nuevo bajo el techo de un mismo local. Cada vez es más barato hacerse con una cámara fotográfica reflex digital y éstas están proliferando en todo tipo de eventos. Es posible que para abaratar los costes del gran evento, se recurra a soluciones familiares y por desgracia el apartado de la fotografía suele ser el más afectado. Te comentamos los posibles peligros de encargarle el reportaje gráfico a tu primo en base a los siguientes puntos:

COMPROMISO – La boda, desde un punto de vista de un fotógrafo profesional, es un trabajo a ejecutar con la mayor diligencia y calidad. Desde el punto de vista de tu primo, no deja de ser una feliz oportunidad de estar con la familia, principalmente con la suya y por tanto será la que saldrá en la mayoría de las fotos.

Por otro lado, ¿tienes plan B en el caso de que tu primo no pueda hacerse cargo del reportaje? Con un fotógrafo profesional tendrás un compromiso firmado: el contrato. Tendrás no sólo la seguridad de tener cubierto el día sino la descripción firmada del reportaje consensuado a realizar, material a entregar y plazos.

EQUIPO – No sólo tener un sensor con varios megas es válido. Excelente si quieres un formato de salida de calidad. Pero el punto débil en estos eventos lo va a tener tu primo en la escasa luz y por tanto en la óptica. ¿Que significa llevar un objetivo poco luminoso? Tener que subir la ISO (mayor proporción de ruido en las fotos) y/o abusar del uso del flash. Sobre el mismo, ¿está integrado en la cámara? ¿Va a poder modificarlo para reducir los eV y además de reservar la vida de las baterías, permitirá no oscurecer completamente el fondo en las tomas? Igual ni se mete en eso al dejar que la máquina detecte la luz de la escena y realice los ajustes en automático. ¿Realizará las tomas en RAW? Si directamente opta por ahorrar espacio en la tarjeta de memoria, las realizará en .JPG formato de salida ya comprimido y con pocas o nulas posibilidades de procesado posterior. Si se han tomado en RAW, hay que tener en mente que obligará a realizar un proceso de revelado digital para obtener unos resultados óptimos. Esto se traduce en tiempo y te hacemos notar que raras veces se firma entre familiares un compromiso de entrega.

RECURSOS – La versatilidad y experiencia son un grado también. En el caso específico de 24-200 Fotógrafos, nos desplazamos siempre 2 fotógrafos con configuraciones de cámara complementarias por si surje un imprevisto y con la ventaja de poder centrarnos en puntos de vista distintos de una misma situación.

Si en la entrega de arras, por ejemplo, el cura se pone delante de tu primo, ¿parará éste la ceremonia o saldrá corriendo por el altar para captar el momento? Es posible que prefieras tener dos puntos de captura, uno con un 50mm para captar la escena en general (si queda tapada la entrega, se capturan los gestos y miradas) y otro con un 105 ó 200mm para capturar el detalle de la entrega de las arras.

No queremos pecar de presuntuosos al redactar esta entrada, ni quitarle mérito a tu primo por su interés y buena intención. Sólo queremos exponer algunos de los peligros y limitaciones técnicas que pueden aflorar en estos eventos y momentos irrepetibles.

Exponemos por tanto que ser fotógrafos de eventos sociales no se limita únicamente al momento de captar las fotografías. Implica estrategia, comunicación, técnica, formación, compromiso, empatía, esfuerzo y tiempo para la postproducción y montaje.

Deseamos que dejes tu comentario indicándonos si estás o no de acuerdo con lo que exponemos e incluso te animamos a que nos digas por qué crees que tu primo sí debería hacer el reportaje gráfico de tu boda.

Consejos para las fotografías de tu boda

Las fotografías de la boda suponen un reto para la gran mayoría de parejas que se casan. Muchos no se consideran fotogénicos ni dicen estar habituados a posar y les preocupa especialmente el día de la boda, por ser un día lleno de emociones y nervios donde han invertido muchas horas de preparativos para que todo salga perfecto.

Cuando nos reunimos con los novios para comentar los detalles del reportaje y que nos conozcan, una de sus principales preocupaciones es cómo van a salir las fotos ese día, cómo han de actuar, si vamos a seguir un protocolo concreto y cómo han de ponerse para salir bien.

Nuestro consejo es simple, y siempre el mismo: los novios tiene que disfrutar del día de su boda y nosotros nos encargamos del resto. Entendemos el enlace como un día en el que los novios quieren compartir su felicidad con todos los familiares y amigos invitados de la boda, y nuestro trabajo consiste en captar las emociones de ese día desde el primer momento en el que tanto el novio como la novia se preparan para el enlace, como las expresiones de los familiares y amigos que arropan a los novios en los momentos previos a la ceremonia, la llegada de los novios, los momentos de las dedicatorias, los abrazos regalados a los novios y todas y en definitiva cada una de las anécdotas de ese día.

Por nuestra experiencia, un rostro relajado y sonriente es la mejor garantía de una foto bonita, de modo que mirar a la cámara no sea un compromiso y un duro reto que hay que afrontar, puesto que la cámara no nos engaña nunca, es nuestra mejor aliada, y sabemos lo que queremos que refleje. Por eso nuestro estilo es natural y buscamos que los novios se sientan identificados con los posados, de forma que puedan recogerse imágenes de familiares o amigos, pero sin olvidar nunca la espontaneidad.

No hace falta ser el más guapo ni el más alto, (aunque tenemos mucha suerte y nuestras parejas son gente guapa y estupenda) sino plantearse el día de la boda como un día para disfrutar y dejar de lado las expectativas que todos los demás tienen en ese día, y buscar una y otra vez la mirada de nuestra pareja para sentirnos reconfortados y poder vivir momentos inolvidables.

 

 

Lista abierta para disfrutar de la fotografía

A continuación exponemos una serie de puntos que, a título personal, consideramos se deben tener en cuenta si quieres disfrutar de la fotografía. Esta lista es abierta y estaremos encantados de ir ampliándola en función de tus experiencias. Déjanos un comentario para ello:

1- Ya eres fotógraf@: Así de simple. Coge una cámara, dispara y ya está. Enhorabuena, cumples lo básico para serlo.

2- Aprende: Siempre, de manera constante. Nunca consideres que lo sabes todo o que dominas una técnica determinada. Investiga, lee y aplica ideas innovadoras, no pares de experimentar. No te creas un maestro, siempre hay alguien mejor que tú.

3- Practica: No te canses de hacerlo. Aprovecha la ventaja (sobre todo económica) de la fotografía digital sobre la química o analógica.

4- Conoce tu cámara: ¿Qué es la opción Tv o S? ¿Y la Av o A? ¿Cómo afecta la ISO en las tomas y tiempos de exposición? ¿Qué es el balance de blancos? El manual de instrucciones te va a dar la respuesta. Si algo sigue sin quedarte claro, pregunta o date una vuelta por Internet y sus blogs. Vete olvidando de la opción AUTO de la cámara. Imprime estilo propio a tus tomas.

5- Autocrítica: Hazla y no seas duro contigo mismo. Créetelo: Eres bueno. Sólo tienes que saber de qué conocimientos y experiencia partes. En base a los mismos, valora tus resultados. ¿Contento con ellos? ¡Enhorabuena!, vas por buen camino y ahora toca dar nuevos pasos.

6- Sinceridad: Aplícatela. Acepta las críticas y si las consideras válidas, intenta ponerte remedio. A veces duelen pero es la manera más rápida de enfocarte a ti mismo. Acabarás valorándolas mucho. Lo peor que podemos tener al lado son personas que nos estén regalando la oreja en todo momento.

Una vez que practiques lo suficiente y te veas con cierta soltura, comienza a publicar tus trabajos en Internet.  Te sorprenderán los comentarios de los múltiples aficionados a la fotografía que están dispuestos a ayudar, colaborar y enseñar.